MENSAJEROS DE LA PAZ ANDALUCÍA ...un mundo mejor es posible...

    ENTREVISTAS AL PADRE ÁNGEL

    El presidente de Mensajeros de la Paz, en "Chester in Love".

    El presidente de Mensajeros de la Paz, el padre Ángel, fue uno de los invitados del último "Chester in Love". Tras la polémica entrevista con sor Lucía Caram, el sacerdote habló de Dios y defendió la función social de la Iglesia católica, pese a un rifirrafe que tuvo con el presidente de Europa Laica.

    Dios y la Fe fue el título del programa dirigido por Risto Mejide. Durante la entrevista, el presentador preguntó al padre Ángel "por qué Dios deja que ocurran desgracias". "Eso mismo nos lo preguntamos a veces los que tanto decimos que creemos en Dios. Algunos quieren enseguida encontrar una causa de por qué existen las desgracias. Sé que Dios no está presente en esa culpabilidad que buscamos. Pero por qué suceden las desgracias es algo que no te puedo contestar", subrayó el religioso.

    No obstante, el padre ha reconocido que sí ha habido ocasiones en las que él mismo ha culpado a Dios de lo ocurrido, "cuando ves que mueren niños de cáncer o en terremotos como los de Chile sí llegas a cuestionártelo" añadía.

    Además, el Padre Ángel relató una anécdota vivida en su visita a Cuba con Fidel Castro. "Me echó de Cuba por ir con una recomendación de Felipe González. Le vi que tenía coches y de todo y me dijo que me fuera, me expulsó en la primera frase", relataba.

    Otro tema en el que ha ahondado Mejide con él ha sido acerca de la descendencia a raíz de Josué, un niño que rescató el religioso y que se ha convertido en su hijo. "Creo que es importante querer a alguien. Tener a alguien que te de pena irte porque lo dejas solo", contaba.

     

    El sacerdote español ha defendido la función social de la iglesia y Risto ha querido citar a Antonio Gómez, presidente de Europa Laica, para que mostrara su punto de vista sobre esta cuestión. Como era de esperar, totalmente opuesta a la del asturiano.

    "La caridad humilla realmente al que está siendo ayudado. Hay que tener en cuenta que muchas obras de la iglesia católica son muy cuestionadas por su poca transparencia" ha afirmado el presidente de Europa Laica.

    El padre Ángel le ha dado la razón en algunas de las cuestiones que ha presentado. "Es cierto que del bienestar de la población y la seguridad se tiene que encargar el estado pero nosotros somos suplentes" ha dicho el segundo protagonista del Chester compartiendo ideas con su oponente ideológico.

    No obstante, la conversación entre el invitado, Risto y el padre Ángel ha ido subiendo de tono. El publicista ha considerado que Antonio Gómez estaba faltando el respeto del segundo protagonista de la entrega y ha decido saltar en su defensa. "Compro muchas cosas pero no que sea una supuesta obra social lo que hace el padre Ángel. Si hay algo proba con la acción de este señor es el bien que ha generado a favor de los más necesitados" ha exclamado el presentador catalán.

    Finalmente, y después de un cruce de palabras entre Risto Mejide y Antonio Gómez, el padre Ángel ha invitado al presidente de Europa Laica a tomar un café en la iglesia de San Antón, templo religioso ubicado en el centro de Madrid donde el sacerdote realiza la obra social. Una invitación rechazada por el invitado.

     

    Artículo de Jesús Bastante , 6 de febrero  de 2017.

    El Padre Ángel en el desayuno de Forum Europa.

     

    Allí estaban Patxi López, Albert Rivera, la defensora del Pueblo, representantes de sindicatos, embajadas, empresas... El hotel Ritz acogió, como todos los días, un desayuno del Fórum Europa, en esta ocasión, con el padre Ángel García, presidente de Mensajeros de la Paz. Pero los invitados de honor eran otros: en una de las mesas, una docena de los "sin techo" de la iglesia de San Antón, la única petición que hizo el religioso antes de aceptar la conferencia.

    "Ellos son los grandes invitados. Y no teman, que no van a desaparecer las joyas, como pasó en la noche de los Goya", bromeó ante el presidente de la gestora, Javier Fernández, encargado de presentarle. Fernández, vecino del padre Ángel, lo definió como "una de esas contadas personas que han dedicado su vida a cambiar el mundo, y construir una sociedad fieramente humana".

    En su intervención, el sacerdote pidió a Dios "que nos conceda más políticos a los que le duelan los pobres", y bromeó con el color de su corbata, "igual la cambio, porque veo que es del mismo color que la de Trump". "Si soy de algún partido, es de esa coalición que es la Iglesia, que me enseñó a ser un hombre que quisiera a los demás", aclaró

    El padre hizo un repaso de su "sueño" que arrancó, junto a Ángel Silva, hace 54 años, y que hoy se encuentra en medio centenar de países de todo el mundo, atendiendo a refugiados, sin techo, niños, ancianos.... "Quiero hablar de que un mundo mejor es posible", señaló el religioso, quien formuló una denuncia esperanzada.

    "Hemos visto personas malviviendo en las calles y tiritando de frío, en las fronteras de Europa y en las calles de Madrid. Los refugiados no sólo se mueren en Grecia, también en nuestras playas de Cádiz, como Samuel, que apareció con esos calcetines blancos y el chándal oscuro", señaló el padre Ángel, rotundo: "Los españoles somos responsables de la indiferencia con que Europa ha recibido la crisis de los refugiados, aunque es verdad que se están empezando a hacer cosas".

    Parafraseando al cardenal Madariaga, el presidente de Mensajeros de la Paz señaló que "los refugiados no son ilegales, son indocumentados", y que "la migración es un derecho humano, por eso no puede ser ilegal".

    El religioso quiso volver a agradecer al cardenal Osoro "que haya cumplido mi sueño de tener abierta una iglesia las 24 horas del día", donde se puede concretar que "la solidaridad es una realidad tangible". Y es que "la solidaridad es patrimonio de todos, no es de izquierdas o derechas, ricos y pobres, los que creen y los que no, es patrimonio de todos".

    Una solidaridad que "es tocar, es abrazar, es apretar el corazón, es besar y dejarse besar. No sólo es dar limosna, sino mirar a los ojos, tocar", desde la fe, la esperanza y la caridad, con las miradas de Vicente Ferrer, la madre Teresa o el Papa Francisco. "Y también obispos incómodos, como el de Tánger, o Pedro Casaldáliga".

    Una solidaridad que es patrimonio de todos. "Todos somos Estado. ¿Es que los que no somos funcionarios no somos Estado? Hay miles de héroes solidarios anónimos, que hacen lo que pueden por mejorar la sociedad", afirmó el padre Ángel, para quien "la familia no está en crisis, lo diga quien lo diga y aunque lo dijeran en la plaza de Colón". "La familia siempre está ahí, sin exigir perdón ni pedir explicaciones".

    "Bendita sea la familia. Pero cuando hablo de la familia no me refiero solo a la familia tradicional. Sería absurdo defender y valorar sólo un tipo de familia. Es la más valorada por los españoles, y dentro están los 'nuevos modelos familiares', algunos tan viejos como el mundo. Familias de uniones civiles, monoparentales, hijos de mamás solteras y mamás viudas..."... y ahí se quedó.

    En cuanto a los divorciados vueltos a casar, el religioso subrayó, con palabras del papa Francisco, que "no sólo no se tienen que sentir excomulgados, sino que tienen que vivir y madurar como miembros activos en la Iglesia. Ya no se puede decir que todos viven en pecado mortal". Y es que "nadie puede ser condenado para siempre, dice el Papa, que pide amplitud de miras para discernir quién tiene acceso a los sacramentos. Es mezquino decir si una persona responde solo a una ley o una norma general. El confesionario no debe ser una tortura, sino un lugar para la misericordia del Señor".

    "La paz es posible. Y todo lo que es posible es obligatorio, dijo Juan XXIII", recalcó el religioso, quien pidió "ser valientes aunque a veces nos suponga algún inconveniente. La fuerza del amor nos hace serlo".

     

    Artículo de Jesús Bastante, 7 de febrero de 2017.